Vivir bien

Los 5 errores más comunes que cometemos al beber cerveza

Todos la hemos bebido directamente de la botella, pero esta no es la manera ideal para disfrutarla… ¿por qué? ¡Sigue leyendo!
Maricela Flores | 2 de Agosto de 2019 | 12:47
Día de la cerveza, errores, beber cerveza, beber de la botella,
Foto: Cortesía Cervecería Wendlandt

Ya es una tradición: el primer viernes de agosto se celebra el Día de la Cerveza, bebida que se ha convertido en la favorita de muchos, pues su versatilidad es tal que puede acompañar una buena fiesta, una plática entre amigos, con la familia y ¿por qué no?, hasta un momento de soledad en casa.

Agua, levadura, malta y lúpulo… estos cuatro ingredientes magistralmente mezclados, se convirtieron en motivo de celebración desde el 2007, en un pequeño bar de Santa Cruz, California, en los Estados Unidos.

En México, Wendlandt Cervecería, originaria de Ensenada, Baja California, se ha convertido en una de las marcas artesanales más reconocidas dentro de la industria y para celebrar el Día de la Cerveza, ofreció una tarde de cata entre amigos en Casa Sin Rival (Guadalajara 16) en la colonia Roma de la Ciudad de México.

(Foto: Cortesía)

Ahí, Celso Guzmán, director de marketing de Wendlandt Cervecería y Miguel Ángel Ramos, embajador de Wendlandt en la Ciudad de México, nos explicaron que los tres aspectos que debemos tomar en cuenta al catar y beber una cerveza son: olfativo, visual y degustación.

También nos marcaron cuáles son los errores más comunes que cometemos al beber cerveza

1. Beber directo de la botella

Lo hacemos porque es “práctico”, pero al beberla de esa manera se pierden todos los matices de aromas y sabores, lo que cierra la posibilidad de tener un contacto pleno con las papilas gustativas, por lo que la experiencia será nula. Si quieres disfrutar tu bebida al 100% es mejor que la sirvas en un vaso de vidrio.

(Foto: Cortesía)

2. ¿Con o sin espuma?

La espuma en el vaso evita que la cerveza se oxide, pero tampoco hay que exagerar. Para servirla, inclina el vaso a unos 45 grados y poco a poco ponlo en posición vertical. Lo ideal es que la espuma tenga una altura de 1 o 2 dedos.

3. Tomar cualquier tipo de cerveza a la misma temperaturas

Debes saber que cada variedad de cerveza tiene una temperatura ideal para ser ingerida, así podrás disfrutar de todas sus cualidades. Las cervezas Lager como la mayoría de las cervezas industriales o una Pilsen deben servirse entre 3 a 4 grados, las Ale y Pale Ale se deben servir entre 7 y 8 grados centígrados; mientras que las Stout, Porter o belgas pueden servirse en hasta 10 o 12 grados. Nuestros amigos de Wendlandt nos dieron un tip que no falla: las cervezas con poca graduación deben servirse más frías que aquellas que son más fuertes.

Cerveza... un buen aliado contra el Alzheimer

4. Congelar el vaso

Esto suele hacerse para mantener la cerveza fría por más tiempo, pero debes tener en cuenta que al meter el vaso o tarro al refrigerador o congelador, puede contaminarse con los aromas de otras cosas que guardas en esos lugares, los cuales se adhieren a esa capa de “frío” que se forma en el vaso. Si congelas el vaso la cerveza no conservará su sabor original.

(Foto: Cortesía)

5. Guardarlas mucho tiempo

Si eres de los que siempre quiere tener cervezas listas por si te llegan visitas, debes saber que si ya pasó mucho tiempo, a la hora de abrirlas lo más seguro es que hayan perdido su sabor original. También recuerda que es importante almacenarlas en un sitio donde no se encuentren expuestas a la luz.

Ahora que ya sabes qué es lo que NUNCA debes hacer, te invitamos a celebrar el Día de la Cerveza con un buen tarro de esta bebida… ¡Salud!

VIDEO:

Comentarios

 

Tienes que ver esto