08 / diciembre / 2021 | 13:33 hrs.

Fatorexia, cuando tu cuerpo NO es tan saludable como lo ves

La patología es como todos los trastornos un peligro definitivo para la vida, igual de mortal que la anorexia…

Estephanie Gutiérrez 13/07/2015 21:33 Actualizada 09:04

Esto es algo que seguro no imaginas, si te consideras “normal”, por tu cabeza no pasa el hecho de pensar que eres algo que no eres. Sí, la idea es confusa, pero justo eso pasa cuando tienes un trastorno mental, uno alimenticio. Crees que eres lo que no eres y todo es una confusión, la mayor parte del tiempo.

Lo “normal” es que el espejo te devuelva la imagen de cómo te ves, pero ¿qué pasa cuando no lo haces? Está, por ejemplo, el caso más conocido del que todos escuchamos, la anorexia, un trastorno que hace que una persona se vea excedida en peso, a pesar de que en la realidad refleje extrema delgadez.

Pero hay un caso contrario, una patología que hace que una persona se vea flaca en el espejo, aunque en realidad esté excedida de kilos. La enfermedad es real y lleva por nombre fatorexia.

Tal como lo mención el portal mujer.starmedia.com, recientemente fue publicado en Gran Bretaña el libro "Fatorexia, ¿qué ves cuando te miras al espejo?" de Sara Bird, en el que la autora relata su propia experiencia con esta enfermedad.

[[{"type":"media","view_mode":"media_original","fid":"19335","attributes":{"alt":"","class":"media-image","height":"434","style":"display: block; margin-left: auto; margin-right: auto;","width":"650"}}]]

Sara Bird cuenta, entre otras cosas, cómo se sorprendió al descubrir que la balanza le marcaba 108 kilogramos, es decir más de 230 libras, cuando ella estaba convencida de tener un peso saludable.

“Se trata de una condición, aún no catalogada como enfermedad, en la que existe una evidente alteración de la imagen corporal. Los pacientes con este mal suprimen las percepciones visuales y táctiles relacionadas con el aumento de volumen de su cuerpo, pues tienen inhibidas las conexiones cerebrales que permiten aceptar su figura. Se da muchas veces en personas que fueron delgadas y no son capaces de asumir su nuevo aspecto”, detalla la doctora Patricia Cordella, para la página redsalud.uc.cl

[[{"type":"media","view_mode":"media_original","fid":"19336","attributes":{"alt":"","class":"media-image","height":"520","style":"display: block; margin-left: auto; margin-right: auto;","width":"389"}}]]

Ojo, no es que las personas no estén alerta de lo que marca la báscula, sino que, como en el caso de la anorexia, es posible que alguien que lo padece no esté consciente de ello o atribuya su aumento de peso a otras causas, pueden llegar a pesar 200 kilos y estar seguros de tener un peso adecuado.

Comportamientos habituales de las personas con fatorexia:  

  • Evitan mirarse de cuerpo entero en espejos.
  • Desconocen cuánto pesan exactamente.
  • Utilizan ropa holgada y oscura.
  • Hacen oídos sordos o creen que su entorno exagera cuando les advierte que están excedidos de peso.
  • Cuando se pesan en alguna consulta médica y la balanza les muestra una elevada cifra en kilos, lo primero que piensan es que la pesa está descompuesta.

La fatorexia es como todos los trastornos un peligro definitivo para la vida, igual de mortal que la anorexia. 

Tags

 

Comentarios