29 / junio / 2022

10 situaciones que enfrentas cuando hacer el “quehacer” no es lo tuyo

No, el aseo de tu casa no se hace solo, así que es mejor tener una Aliada a la mano…

Cinthya Sánchez 06/11/2015 18:03 Actualizada 08:56

¿Alguna vez has postergado tanto tiempo lavar la ropa que tuviste que reusar tus calcetines sucios? ¿Has llegado al punto de no tener más trastes limpios y utilizar el bote de leche como tazón para tu cereal?

En caso de ser así, te urge conocer Aliada, start up mexicana que te da la posibilidad de contratar a una profesional de limpieza con la garantía de recibir un servicio confiable y eficiente desde tu celular o computadora.

A ti que no te gusta el quehacer, estas situaciones te parecerán familiares:

1. Dejas la cama sin tender por días porque de todas formas se va a destender, ¿no?

2. Tienes que ahuyentar la fauna que se acumula en la basura, o peor aún, la adoptas como mascota.

3. Aprendes a vivir con el piso pegajoso después de una fiesta.

[[{"type":"media","view_mode":"media_original","fid":"27063","attributes":{"alt":"","class":"media-image","height":"400","style":"display: block; margin-left: auto; margin-right: auto;","width":"600"}}]]

4. Llegas a ser reconocido en el trabajo por el “estilo” arrugado de tu ropa.

5. No recuerdas la última vez que cambiaste las sábanas, ¿acaso se cambian?

6. Aceptas que el polvo también es parte de la decoración sin importar el estilo que tenga tu casa.

7. Un día, tratando de probar tus habilidades en la cocina, encontraste en la alacena productos que expiraron hace dos años.

[[{"type":"media","view_mode":"media_original","fid":"27064","attributes":{"alt":"","class":"media-image","height":"400","style":"display: block; margin-left: auto; margin-right: auto;","width":"600"}}]]

8. No entiendes por qué existen tantos tipos de limpiadores en el súper. Con uno debería ser suficiente.

9. Entras en pánico cada vez que te toca ser anfitrión de una cena formal.

10. Seguir buscando a alguien que te ayude a hacer la limpieza se volvió parte de tu rutina. La señora que le ayuda a la tía del cuñado de tu mejor amiga era una buena idea, pero más de una vez ha salido con “sorpresitas”.

11. En tu desesperación, dejaste entrar a tu casa a la primera señora que encontraste y ahora tienes que guardar bajo llave tus pertenencias más preciadas porque quién sabe qué mañas tenga.

Si te identificas con más de la mitad de estos casos, te sentirás feliz de que exista una plataforma como https://aliada.mx/

[[{"type":"media","view_mode":"media_original","fid":"27065","attributes":{"alt":"","class":"media-image","height":"500","style":"display: block; margin-left: auto; margin-right: auto;","width":"500"}}]]

Google News - ViveUSA

Tags