19 / octubre / 2021 | 15:37 hrs.

ABBA, una historia de éxito musical y fracaso amoroso

Algunos decían que no tenían calidad musical, pero lograron colocarse como uno de los mejores grupos de los 70 y 80, vendiendo más de 400 millones de discos

Maricela Flores 05/04/2017 05:00 Actualizada 14:56

La mayoría de nosotros hemos bailado y cantado, al menos una vez en la vida, un pedacito de alguna canción de ABBA, como Mamma Mia o de Dancing Queen. Hay otros que hasta ¡se disfrazan!

Este 5 de abril, Agnetha Fälkstog, quien fuera una de sus integrantes, cumple 67 años de edad, y la tomamos como el pretexto perfecto para recordar la carrera de una de las bandas más famosas de los 70 y 80.

El caso de esta agrupación sueca no puede compararse con otros grandes grupos, ya que varios se han conformado por cantantes que no se conocían con anterioridad; pero el cuarteto sueco es el resultado de las relaciones artísticas y comerciales de sus integrantes.

En junio de 1966 comenzó el proyecto del que surgiría la creación de ABBA, ya que en ese entonces, Björn Ulvaeu y Benny Andersson comenzaron a trabajar juntos. Pero sería años después cuando conocerían a las otras dos integrantes de la banda: Agnetha Fälkstog y Anni-Frid Lyngstad.

Björn y Agnetha se conocieron en las giras que él hacía con su banda anterior. En 1971 se casaron y tuvieron dos hijos. Por su parte, Benny Andersson y Anni-Frid se conocieron en el backstage de un festival de música, ella era solista y él compositor. Su romance acabó en una boda celebrada en 1978.

En 1972 el grupo ya estaba conformado por estas dos parejas sentimentales que se hacían llamar simplemente “Björn & Benny, Agnetha & Anni-Frid”, y lanzaron su primer sencillo People Need Love. Un año después se animaron a presentarse en la selección de canciones para Eurovisión con Ring ring, que quedó en tercer lugar, pero logró el éxito internacional.

Entre 1974 y 1974 adoptaron el nombre de ABBA (formado con las iniciales de sus integrantes). Ya con este nombre se presentaron en el Festival de Eurovisión, en Inglaterra, el 6 de abril de 1974, con la canción de Waterloo y ganaron el concurso. Gracias a esto, la melodía se convirtió en un rotundo éxito. Pero con S.O.S., que se editó un año y medio después, consiguieron repetir el triunfo en todo el continente.

Así fueron caminando, de la mano, hacia la cima. Sin duda, una de sus canciones más famosas hasta el día de hoy es Mamma Mia, que apareció en la escena musical en 1975 y llegó a ser número 1 en Australia y Reino Unido.

Al año siguiente, el éxito de canciones como Fernando y Dancing Queen (su único #1 en el Billboard de Estados Unidos), hizo que el grupo comenzara a grabar versiones en otros idiomas, no solo en sueco o en inglés.

En 1977, cuando se encontraban en pleno apogeo, se produjo la película Abba: The Movie, en la que se dejaba registro de su gira por Australia. Era la etapa más dulce de la banda, de plena evolución musical, pero en este momento, la relación entre sus integrantes se empezó a fracturar.

Las cosas iban mal, y en 1979, Björn y Agnetha anunciaron su divorcio. Esta situación se veía reflejada también en sus canciones que compondrían a partir de entonces, como The Winner takes it all, de 1980.

Para 1981, la otra pareja, Benny y Anni-Frid también tomó la decisión de terminar con su matrimonio, pero esto no impidió la salida de su octavo disco The Visitors”, en el que se incluía “One of us, que fue su última canción conocida.

Para esta etapa, el grupo ya estaba disuelto y cada uno tenía sus propios objetivos. Para 1982, Benny y Björn se alejaron progresivamente de la banda por su trabajo en el musical “Chess”, y Agnetha y Frida por la preparación de sus carreras como solistas.

Tras el lanzamiento de la canción The day before you came y el relativo fracaso de su último sencillo Under attack, en diciembre de 1982, ABBA anunció su separación temporal. Pero realmente, no volvieron a reunirse. En 2004 se cumplieron 30 años de su triunfo en Eurovisión y sus integrantes organizaron una gran fiesta, a la que Agnetha no asistió.

En 2008, cuando se estrenó la película Mamma mia!, los cuatro fueron a la gala en Estocolmo. Era la primera vez que aparecían en público en 22 años.

Después de ABBA

Björn y Benny siguieron trabajando juntos, sobre todo en la composición de musicales. Uno de ellos fue Mamma Mia!” inspirado en la trayectoria del grupo y construido con sus propias canciones, en 1999. Además, emprendieron carreras como productores y promotores musicales.

Anni comenzó a trabajar en su disco como solista desde antes de que se anunciara la separación del grupo. En 1982 editó el álbum “Something Going on” de la mano de Phil Collins. Fue un gran éxito en Europa y Estados Unidos, pero las producciones que le siguieron no tuvieron el mismo impacto. Abandonó su carrera para casarse en 1992 con el Príncipe Heinrich Ruzzo Reuss von Plauen, quien murió de cáncer linfático en 1999. Para el 2008 vuelve a tener a un hombre en su vida: Henry Smith, quinto vizconde de Hambleden y propietario de la conocida cadena comercial WHSmith.

Por su parte, Agnetha también empezó su carrera en solitario, y aunque al principio fue bien recibida, no tuvo el éxito esperado. La verdad, después no le fue tan bien, sufre agorafobia (temor a espacios abiertos) y vive en su casa en una isla de Estocolmo llamada Ekero. No quiere saber nada del mundo exterior y muchos la comparan con Greta Garbo.

A pesar de las críticas de las que la agrupación fue objeto, por su “baja calidad musical”, la ABBA-Manía no ha muerto y se ve reflejada en las películas, musicales y discos recopilatorios que siguen teniendo buenas ventas.

Con información de Clarín, Historias de Rock y Mujer Hoy

Tags

 

Comentarios