Top 10

Glass, el inesperado cierre de una trilogía de superhéroes terrenales

La nueva cinta de M. Night Shyamalan concluye la historia que inició hace 19 años con “El Protegido” y que siguió con “Fragmentado” en 2016… ¡No te la puedes perder!
Maricela Flores | 16 de Enero de 2019 | 05:00
película glass, película Unbreakable, El Protegido, película Split, Fragmentado, cierre de una trilogía de superhéroes terrenales, James McAvoy, Samuel L. Jackson, bruce willis, director Night M. Shyamalan, la nueva película de Samuel L. Jackson, La bestia, Mr. Glass,
Foto: Universal Pictures

"Que lo extraordinario pueda ser explicado, no quiere decir que no sea verdad..." Esta es la idea central de Glass.

Durante 19 años, M. Night Shyamalan creó, casi sin darnos cuenta, un pequeño universo cinematográfico de héroes terrenales, el cual culmina con Glass.

Sí, mucho antes de que las cintas de superhéroes llenaran las salas de cine, Shyamalan ya incursionaba en las historias de humanos con poderes con Unbreakable (El Protegido, 2000). Allí, Bruce Willis se convierte en el justiciero David Dunn, cuyo historial médico prácticamente estaba en blanco, pues no se enfermaba nunca y, curiosamente, fue el único sobreviviente de un accidente en tren, del cual salió sin un solo rasguño.

Su némesis es Elijah Price, interpretado por Samuel L. Jackson, quien sufre de Osteogenia imperfecta, o más conocida como la enfermedad de los “huesos de cristal”.

James McAvoy nos vuelve a sorprender con La Bestia. (Foto: Universal Pictures)

La continuación a esta historia llegó 16 años después con Split (Fragmentado, 2016), donde James McAvoy interpretó extraordinariamente a Kevin Wendell Crumb, un joven con un trastorno de identidad disociativo, que lo hace lidiar con 24 personalidades distintas, siendo la más temible de ellas, aquella que es conocida como La Bestia.

Te puede interesar: ¡Son más de 10! Las películas más esperadas de 2019

Glass, el cierre de esta trilogía, llega 19 años después de su primera entrega y se inicia cuando David Dunn (Bruce Willis), ayudado por su hijo Joseph, sigue con su labor de guardián, cuidando de los más débiles. Sin embargo ahora tiene un objetivo claro en mente: atrapar a La Bestia.

La meta de David se verá interrumpida por la doctora Ellie Staple (Sarah Paulson), quien se especializa en atender a personas que aseguran tener algún poder sobrehumano. Sin embargo, aunque su tratamiento es fuerte y ataca los puntos débiles de sus pacientes, se topará con Mr. Glass, quien tiene un plan en mente que le dará un giro magistral a la historia. Sí, una de esas vueltas de tuerca a las que Shyamalan nos tiene acostumbrados.

Y es justo en un hospital psiquiátrico donde transcurre casi toda la película. Largas sesiones de estudio de los pacientes. Y cuando comenzamos a sentirnos derrotados, todo cambia gracias a uno de esos sellos del director, su gran toque maestro: los cierres inesperados. Y, no haremos ningún spoiler, pero en verdad la nostalgia y un sentimiento de esperanza te envolverán al final de la cinta.

Tal vez, visualmente sea una cinta poco espectacular, pero narrativamente nos entrega momentos que nos llevan de la risa a la angustia. Ver interactuar a David Dunn, a Kevin Wendell Crumb (con sus 24 personalidades incluídas) y a Elijah Price, quien por momentos parece una especie de alter-ego de Shyamalan, es algo que no puedes perderte.

Después de El Protegido y Fragmentado, todo se une en Glass y te advertimos que el impacto emocional te durará un buen rato. Es una cinta oscura a ratos, nostálgica y muy reflexiva. ¡NO te la pierdas!  

Aquí te dejamos una galería con el detrás de cámaras de la película, donde vemos al director M. Night Shyamalan con sus protagonistas.

Comentarios

 
 

Tienes que ver esto