Top 10

“Secretary”: 10 datos sobre Maggie Gyllenhaal en su papel más sexy

Antes de “50 sombras de Grey”, la cinta “La Secretaria” rompió con los estereotipos y mostró el sadomasoquismo en pantalla... ¿ya la viste?
Carolina Mejia | 16 de Noviembre de 2018 | 05:00
Maggie Gyllenhaal, james spader, la secretaria, secretary, datos curiosos, película, película sexy, hollywood, entretenimiento
Foto: Slough Pond/TwoPoundBag Productions/Lions Gate Entertainment

Si 50 sombras de Grey te dejó con la boca abierta, es porque no has visto Secretary (La Secretaria). Esta película, estrenada en 2002, mostró las relaciones sadomasoquistas en pantalla como algo normal. Gran parte de su éxito se debió al trabajo de Maggie Gyllenhaal como protagonista.

La actriz, quien hoy cumple 41 años, nació en una familia dedicada al entretenimiento. Seguro has escuchado hablar de su hermano Jake, a quien vimos en Secreto en la montaña. Maggie no se involucró con el negocio familiar hasta que era adolescente y de hecho, su primer protagónico fue La Secretaria.

Te puede interesar: 10 cintas que te muestran parte de los placeres sadomasoquistas

En esta cinta dio vida a una mujer recién salida de un hospital mental que comienza a trabajar para Edward Grey, un estricto abogado. Con el paso del tiempo, su relación pasa del terreno profesional al sexual.

Por su trabajo en esta comedia, Maggie Gyllenhaal ganó una nominación a los Globos de Oro como Mejor Actriz. Para celebrar su trabajo en esta película, te presentamos 10 datos muy sensuales sobre su trabajo en la película Secretary.

1. La película tuvo problemas para editarse

Debido al controversial tema de la cinta, el director Steven Shainberg tuvo problemas para encontrar un editor dispuesto a trabajar en la post producción. Al menos siete mujeres rechazaron el puesto.

2. Maggie fue la primera en audicionar, pero no fue fácil darle el papel

Maggie Gyllenhaal fue la primera en audicionar para el rol y al director Steven Shainberg le gustó cómo lo hizo, pero aún no estaba convencido al 100%. Otras 30 actrices leyeron el guión antes de que el realizador volviera a llamar a Maggie para darle el papel de Lee Holloway.

Con el tiempo Lee va tomando el control de la relación con su jefe. (Foto: Lions Gate Entertainment)

3. Maggie cree que la cinta tiene un toque feminista

A pesar de que muchos podrían ver la relación entre Lee y Edward Grey como machista, Gyllenhaal ha defendido su participación en la historia. Incluso cree que la cinta pudo llevarse a la pantalla gracias al feminismo.

“Todas esas reglas que se establecieron en ese momento y que realmente se apoyaron en los años 80 y 90 ahora son de la vieja escuela'', dice ella. ''No es peligroso cortarlas un poco o ver dónde hay agujeros, es necesario. Esta mujer es abierta por esta relación. Eso tiene que ser legítimo''.

4. Tuvo que ver pornografía para prepararse

Maggie no sabía mucho del mundo del sadomasoquismo antes de participar en esta cinta. Así que el director le entregó una cinta pornográfica y le dejó de tarea que la viera para entender mejor a su personaje.

Con el tiempo Lee va tomando el control de la relación con su jefe. (Foto: Lions Gate Entertainment)

5. Una de las escenas de “castigo”  hizo llorar a la protagonista

Durante una de las tomas en las que el personaje de Edward Grey le da nalgadas a Lee, Maggie Gyllenhaal tuvo un colapso nervioso. La actriz rompió en llanto y salió del set. Afortunadamente, James Spader habló con ella y la tranquilizó.

Steven Shainberg creía que su cinta podía ayudar a mostrar que el mundo sadomasoquista puede ser saludable. (Foto: Lions Gate Entertainment)

6. James Spader tenía una relación agridulce con su colega

El actor es conocido por hacer papeles muy intensos. Durante el rodaje, había días en los que era todo un caballero con Gyllenhaal y otros en los que no le daba ni los buenos días.

7. Los actores mantuvieron su distancia durante la filmación

Para evitar que la intimidad de las escenas se les saliera de la mano, Maggie y James no compartían detalles personales de su vida fuera del set. No intercambiaron números telefónicos y James nunca le reveló a Maggie el nombre de sus hijos.

8. La actriz y su madre ficticia no se llevaban bien

Aunque Maggie tenía una buena relación con casi todos en el set, Lesley Ann Warren era la excepción. La actriz que dio vida a la madre de Lee estaba “paranoica” según Maggie, y se convenció de que Gyllenhaal estaba tratando de dejarla fuera de la cinta.

9. Maggie odia el poster

Aunque muchos fantasean con el póster de la cinta, Maggie Gyllenhaal lo odia. Cree que la imagen es tonta y sexista, pero no pudo convencer al director de cambiarla.

10. La historia salió del mundo literario

La cinta está basada en una historia corta escrita por Mary Gaitskill. En esta versión, la protagonista se llama Debby Roe y se refiere a su jefe sólo como “El abogado”.

Esta cinta fue la que catapultó a Maggie a la fama y sin duda, tenemos mucho que agradecerle. (Foto: Lions Gate Entertainment)

Con información del New York Times y The Independent

Te puede gustar este video:

Comentarios

 
 

Tienes que ver esto