Top 10

Paulo Coelho: 10 contradicciones del escritor favorito de las señoras

Satanismo, aventuras sexuales y torturas militares se esconden detrás de la figura del autor motivacional
Carolina Mejia | 24 de Agosto de 2018 | 05:00
paulo coelho, vida paulo coelho, libros paulo coelho, literatura, razones para odiar a coelho, quien es paulo coelho
Foto: AP e Instagram @paulocoelho

Para algunos, es un genio con el secreto del éxito. Para otros, es un escritor mediocre. Paulo Coelho sin duda divide opiniones en el mundo de la literatura, pero su vida va más allá de un par de frases citadas hasta el cansancio.

El escritor nació un día como hoy en 1947 en Río de Janeiro. Llegó al mundo casi muerto, con el cordón umbilical atorado en el cuello. Sus padres le pidieron a San José por la vida de su hijo y “milagrosamente”, Coelho se salvó.

Fue educado en una escuela religiosa que le dejó una aversión hacia la Iglesia. En su adolescencia comenzó un camino de rebeldía que lo llevó a experimentar con las drogas y el ocultismo.

Así se veía Coelho en 1964. (Foto: Instagram @paulocoelho)

Aunque siempre soñó con ser un escritor famoso, la vida lo llevó por otro camino. En los setenta se asoció con el cantante y músico Raul Seixas y escribió las letras de sus éxitos. En ese tiempo tuvo problemas con la dictadura política de su país, lo que lo llevaría a ser detenido.

Cuando escribió su obra más conocida, El Alquimista (1988), apenas vendió 900 ejemplares y estuvo a punto de quedarse sin editorial. El autor insistió en su camino profesional y hoy tiene 180 millones de libros vendidos en todo el mundo, publicados en 73 idiomas, en 170 países.

Te puede interesar: Los peores libros de 10 grandes escritores

Todos sus libros siguen una línea similar: misticismo mezclado con filosofía ligera que encanta a cierto público. Además, Coelho es toda una estrella en las redes sociales. Cuenta con 15.3 millones de seguidores en Twitter y casi 30 millones de seguidores en Facebook.

En la vida de este escritor hay más que sólo consejos de motivación. A lo largo de su trayectoria se ha visto envuelto en episodios oscuros y en De10.mx recopilamos 10 contradicciones que marcaron a Paulo Coelho:

1. Se peleó con una periodista que cuestionó su vida hippie

La más reciente controversia de Coelho comenzó esta semana, cuando la periodista Virginia Drake, de XL Semanal, entrevistó al escritor con motivo de su nueva novela, Hippie. El encuentro se llevó a cabo en la casa en Suiza que el autor comparte con su esposa, la artista plástica Christina Oiticica.

Cuando la periodista cuestionó a Coelho sobre cómo podría ser “hippie” si tenía hasta mayordomo (él cuál los atendió durante la entrevista), el escritor montó en cólera. Primero dijo que todos los lujos eran propiedad de su esposa, después declaró que “ser rico no es una cuestión de dinero”.

Finalmente declaró que no era hippie (luego se contradijo) y le pidió a Virginia que borrara la entrevista. La periodista lo ignoró, logró tranquilizarlo y siguió la conversación. 

El escritor a menudo visita las exposiciones con obras de su esposa, como la que se ve en la imagen detrás de la pareja. (Foto: Instagram:@chris_oiticica)

2. Experimentos sexuales

La madre de Coehlo creía que los problemas de conducta en su hijo estaban vinculados a problemas de sexualidad. El mismo escritor acabó por creerse esta versión y decidió experimentar con relaciones homosexuales. Se dio dos “oportunidades” y a la tercera, acabó por definirse como heterosexual.

En 1970, el escritor viajó a Machu Picchu, Perú. (Foto: Instagram @paulocoelho)

3. Atropelló a un niño y se dio a la fuga

Coelho siempre fue un adolescente rebelde y tenía una relación difícil con su padre, un ingeniero de personalidad seria. Una noche, el joven Coelho se subió al carro de su padre alcoholizado y sin tener licencia de conducir. Atropelló y casi mató a un niño. Luego se dio a la fuga.

No hubo consecuencias legales, pero sus padres decidieron meter al escritor al psiquíatrico a raíz de este hecho.

En Instagram, Paulo tiene 1.6 millones de seguidores. (Foto: Instagram @paulocoelho)

4. Problemas psicológicos

A la edad de 16 años, los padres del autor lo metieron a un centro psiquiátrico, donde tuvo su primer contacto con las drogas psicodélicas. Sería internado de nuevo a los 19 años y esta vez, recibió un tratamiento de electroshock debido a una supuesta personalidad esquizoide. 

Coelho se escapó tres veces del hospital hasta que un doctor decidió ponerlo en libertad. 

El libro que desató la controversia entre Paulo y la periodista. (Foto: Instagram @paulocoelho)

5. Hizo un pacto con el diablo

Desde su adolescencia, Coelho se sintió atraído por los rituales ocultos. Cuando conoció al músico Raul Seixas, ambos encontraron esta pasión en común. Sin miedo al ridículo hablaban de sus encuentros con ovnis y realizaban rituales satánicos. Juntos fundaron la “Sociedad alternativa”, una especie de movimiento/comuna artística y espiritual.

Empeñado con la idea de tener éxito como escritor, Coelho firmó un pacto con el diablo ofreciéndole su alma a cambio de una carrera brillante. Una hora después de firmar el contrato, escribió otra carta dónde se retractaba.

Más tarde en su vida, el autor cambió la magia negra por la blanca y se afilió al movimiento espiritual sendero RAM (Regnus Agnus Mundi, cordero del reino de Dios).

6. Tortura policial y cobardía

La dictadura militar de Brasil no veía con buenos ojos la actividad subversiva de Coelho con Seixas y en 1974, un comando privó de su libertad al escritor y a su entonces pareja, Gisa. Los llevan a un centro de torturas y aplican electroshocks a Coelho.

En cierto punto, la pareja fue separada por sus captores. Desde la otra sala, Gisa le pedía ayuda al escritor, pero éste no contestaba por miedo a las represalías. Al ser liberados, Gisa terminó la relación y le dijo que nunca volvería a dirigirle la palabra a causa de su cobardía. 

Al menos en el exterior, Coelho sí adoptó el look hippie. (Foto: Instagram @paulocoelho)

7. Drogas habidas y por haber

En su época “hippie”, Coelho experimento con sustancias como marihuana, hachís y después cocaína y LSD. Aún en entrevistas recientes, el autor defendió el uso de las drogas “suaves” y dijo que la información que se difunde sobre los peligros que provocan para la salud y las adicciones son “propaganda del gobierno”.

El día que Coelho terminó Brida (1990), su primer libro escrito en computadora. (Foto: Instagram @paulocoelho)

8. Contrató a un escritor “fantasma” para uno de sus libros

Manual práctico de vampirismo, escrito en 1986, fue publicado por Paulo Coelho bajo el pseudónimo de Nelson Liano Jr. En realidad, el autor del libro era Toninho Buda, amigo y colaborador del brasileño, quien nunca recibió crédito por su obra.

Más tarde, cuando Coelho estaba en la cima de la fama, pidió que todos los ejemplares de este título fueran retirados de librerías. En aquel momento, el escritor alegó que había decidido retirar su trabajo por considerarlo de mala calidad, pero nunca admitió que no era de su autoría.

paulo coelho, vida paulo coelho, libros paulo coelho, literatura, razones para odiar a coelho, quien es paulo coelho

Coelho firma autógrafos en la Feria del Libro de Frankfurt en 2003. (Foto: AFP)

9. Ingreso a la Academia Brasileña de las Letras

En 2002, cuando el escritor fue incluido en esta asociación en el lugar que antes había ocupado el poeta Machado de Assis, hubo gran controversia por la calidad de su obra. Una versión posterior señala que la Academia en realidad lo incluyó porque no tenía hijos y al morir podría legar parte de su fortuna a este organismo.

paulo coelho, vida paulo coelho, libros paulo coelho, literatura, razones para odiar a coelho,

El escritor acaba de cumplir 71 años. (Foto: AP)

10.  Plagió un post en redes

En 2016, la diseñadora de joyas Laura Byrne acusó al escritor de haber plagiado una de sus publicaciones en Instagram. Laura publicó la frase en enero de 2014 y el escritor la publicó en su Twitter en septiembre de ese año, sin crédito.

Supuestamente Laura contactó varias veces al escritor para aclararle que ella era la autora de la frase y Coelho respondió borrando sus comentarios. En enero de 2016, el brasileño volvió a compartir la frase con sus seguidores, ahora con su nombre como autor.

Luego de que la diseñadora denunció el caso, la imagen desapareció de las redes sociales del escritor.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Designed By Laura Byrne (@tonimay) el las 7:10 PST

Con este post, Laura denunció el plagio de su trabajo

Con información de Daily Mail, Vanguardia, El Comercio, Perfil, XL Semanal, Emol, La Prensa y El Confidencial

Comentarios

 

Tienes que ver esto