Top 10

Bill Gates, el millonario que aprendió de sus fracasos

Hoy se habla del éxito y fortuna que alcanzó con Microsoft, pero su primer empresa fue un pésimo negocio
Maricela Flores | 28 de Octubre de 2016 | 06:00

Últimamente se ha puesto de moda en todos los medios la palabra “emprender” y va dirigida principalmente a aquellos que buscan iniciar un negocio propio y hacerlo redituable, pero no siempre se logran los resultados esperados, ya que todas las decisiones que tomamos implican riesgos.

Aunque conozcamos muchas historias de emprendedores exitosos, debemos ser conscientes de que sufrieron para alcanzar reconocimiento, debido a que en sus inicios les fue muy mal y sus primeros negocios fueron un rotundo fracaso.

Ese es el caso de Bill Gates (William Henry Gates III). Este empresario y cofundador de la empresa de software Microsoft, nació el 28 de octubre de 1955. Su compañía es la productora de Windows, el sistema operativo para computadoras personales más utilizado en el mundo.

Además, está casado con Melinda French, con quien encabeza la Fundación Bill y Melinda Gates, dedicada a equilibrar las oportunidades de salud y educación a nivel global en las regiones menos favorecidas, por lo que se le entregó el Premio Príncipe de Asturias de Cooperación Internacional en el 2006.

Pero no todo en su vida ha sido miel sobre hojuelas, ya que no tuvo un buen comienzo en el mundo de los negocios. En 1970, cuando estudiaba el bachillerato, él y su compañero Paul Allen crearon Traf-O-Data, el cual era un programa de computación para leer automáticamente los datos crudos de contadores de tráfico y que permitía crear informes útiles para los ingenieros que se dedicaban a ello. Pero nadie contrataba sus servicios.

Trato de vender la idea, pero el producto apenas funcionaba y se convirtió en un completo desastre. Pero esto no acabó aquí, pues Gates vio cómo su empresa se desmoronaba, cuando al estado de Washington se le ocurrió realizar todo el proceso, incluidos los informes, de manera gratuita, convirtiendo el proyecto del empresario, en algo obsoleto.

Después de este negocio fallido, ambos emprendedores aprendieron a desarrollar software para computadoras a las que no tenían acceso y en 1975 crearon una nueva empresa llamada “Microsoft”. Lo que vino enseguida fue el éxito que lo ha colocado hoy como el hombre más rico del mundo, con una fortuna superior a los 89 mil millones de dólares, de acuerdo con Bloomberg.

¿Tú tienes una idea nueva en mente?

Con información de Entrepreneur.com, Emprendedoresnews.com y Economía.com

Comentarios

 
 

Tienes que ver esto