Parejas

Tener 3 pezones no es tan extraño como parece

Por muy raro que parezca, en realidad es una condición bastante común y normalmente inofensiva...
Estephanie Gutiérrez | 22 de Septiembre de 2015 | 07:30

Uno de cada 500 humanos, o sea, el 0.2% de la población, tenía la condición de "pezones supernumerarios", que significa tener más de dos pezones en el cuerpo esto indicaba la primera descripción moderna que se hace de esta condición, la investigación fue realizada en 1878 en una revista alemana y fue firmada por un científico de apellido Leichtenstern.

Aunque investigaciones posteriores lograron establecer otras correlaciones de acuerdo a la etnia, el sexo o la posición geográfica, lo cierto es que esta condición ocurre de manera menos frecuente que en el 0.2% de los seres humanos. De hecho la Oficina Nacional de Enfermedades Raras de Estados Unidos considera que los "pezones supernumerarios" son una enfermedad rara, debido a que menos de 200 mil personas la sufren en ese país.

La investigación que mayor crédito tiene, a pesar de que fue hecha hace más de un siglo es la de Kajava, quien hizo un estudio en Finlandia donde clasificó los pezones supernumerarios en ocho categorías, de acuerdo al tipo de tejido presente.

En la categoría uno: el pezón está rodeado de una aureola que simula la forma de un pecho. Y en algunas ocasiones, el tercer pecho es real, es decir, tiene la forma de uno, así lo señala un reportaje publicado por bbc.com

Las otras categorías describen aureolas sobre el tórax pero sin la presencia de un pezón, lo que corresponde a la categoría tres, en otras se describen tejidos más parecidos a un lunar.

En la clasificación, Kajava encontró que el tejido más común dentro de su clasificación era el número seis al que describió como un pezón extra, pero sin aureola. Este caso se ha vuelto más conocido en la comunidad médica bajo el término "politelia".

¿Por qué tenemos dos pezones?

Bueno, sabemos que hay tres pezones, pero ¿a qué se debe que tengamos pezones? Todo comienza en la cuarta semana del desarrollo embrionario, en la que dos líneas del ectodermo (la parte que se convertirá en piel) comienzan a volverse un poco más gruesas.

Esas dos líneas, conocidas como de leche o mamarias, se extenderán desde las axilas hacia el pecho y el estómago hasta llegar a la ingle. En las siguientes semanas, las líneas se endurecen aún más y se transforman en lo que conocemos como las crestas mamarias, que eventualmente dejarán de estar en los muslos, en el estómago y las axilas y solo quedarán en el pecho, donde los pezones continúan creciendo y desarrollándose.

Pero algunas veces las crestas mamarias no desaparecen completamente. Y es el momento cuando un pezón supernumerario toma forma, ya sea como un pecho extra, como en la categoría uno del esquema de Kajava o solo un pezón como en la categoría seis.

De acuerdo con información del sitio laregiondigital.com.mx, la mayoría de estos "extras" se encuentran debajo de los pezones regulares, pero de acuerdo a un estimado reciente, al menos el 13% de los casos de pezones supernumerarios se pueden encontrar en otros lugares del cuerpo humano, como las axilas.

Algunos científicos han teorizado sobre este fenómeno afirmando que se puede tratar de glándulas sudoríparas modificadas o una evidencia de que la cresta mamaria se movió durríparas modificadas o una evidencia de que la cresta mamaria se movió durante el proceso embrionario, lo que sería la causa de la extraña ubicación.

La relación con afecciones en el tracto urinario

Algunos investigadores han sugerido una correlación entre los pezones supernumerarios y problemas urinarios, aunque no es clara, los estudios revelan que el 14% de las personas con esta condición tiene problemas en el tracto urinario.

Comentarios

 

LO MEJOR DE DIEZ.mx

 

Tienes que ver esto