21 / octubre / 2021 | 10:56 hrs.

La historieta erótica, el lado más fino de la pornografía

Una escuela que ha generado polémica y a diario combate con la censura, además de la industria millonaria del porno

Estephanie Gutiérrez 02/03/2016 09:00 Actualizada 08:48

Para los ratos de ocio y placer recurrimos a la pornografía como material de primera mano, exagerados cuerpos de mujeres atractivas, enredadas en miembros viriles prominentes y mucho de fantasía; para otros, está la literatura erótica que funciona con gran imaginación, pero hay otras opciones, algunas que seguramente has visto más de lo que piensas, pero no has prestado atención. El cómic erótico.

El cómic erótico ha tenido un resurgimiento especial, sobre todo en España y Argentina, donde tras muchos años se ha vuelto a colocar en el gusto del público y está abarrotando los puestos de periódicos.

De acuerdo con Vicio histórico, entre 1868 y 1874 , las obras eróticas de literatura e historietas comenzaron a surgir, con una producción enorme, se desarrollaron historias cada vez más ardientes, lo cual alcanzó su punto máximo con la fotografía de cuerpos humanos erotizados.

El cómic erótico es un género de la historieta que se caracteriza por la explotación de elementos como la lujuria, el desnudo y la presentación de un material explícito de contenido sexual.

Según algunas fuentes, la técnica para escribir el guión de un cómic porno es muy similar a la de cine, pero con la diferencia de que para este último se requiere un gran presupuesto, por ello hay una industria detrás muy poderosa, lo que no pasa con el cómic; además en las historietas se deja abierta la puerta a contenidos que el porno no puede utilizar.

El cómic ha retratado con gran belleza el erotismo, como el cine, la fotografía o la literatura, pero con la particularidad de su lenguaje, que le ha ofrecido oportunidades más versátiles en el arte de sugerir, con la infinita libertad del novelista y la destreza del ilustrador, intérprete preciso de la anatomía humana, así lo señala El Sombrario, quien ratifica a Milo Manara como uno de los exponentes clásicos del género.

Manara ha sido de los más representativos de su generación, ha llegado a trabajar con autores como Pedro Almodóvar, Neil Gaiman y Federico Fellini, pero no es el único nombre que destaca en la historia.

Este es un recuento de algunos de los creadores de cómics eróticos más famosos en esta época ¡Conócelos!

Tags

 

Comentarios