Vivir bien

 

Chernobyl: Fotos de la peor catástrofe nuclear de la historia

Las cifras nunca han sido claras, pero un reporte de la OMS señala que las muertes podrían haber llegado a cuatro mil
Estephanie Gutiérrez | 26 de Abril de 2017 | 05:00

El sábado 26 de abril de 1986 la historia no volvió a ser la misma, ocurrió uno de los accidentes nucleares más graves, que constituye el mayor desastre ambiental en los últimos tiempos.

Era la madrugada de aquella fecha en la que un grupo de técnicos hicieron estallar el reactor número cuatro de la central eléctrica Vladimir Lenin, a pesar de que se encontraban haciendo una fuerza que supuestamente iba a reforzar su seguridad.

Aquel día, durante una prueba en la que se simulaba un corte de suministro eléctrico, un aumento súbito de potencia en el reactor cuatro fue lo que causó el sobrecalentamiento del reactor nuclear, lo que terminó causando una explosión de hidrógeno acumulado en el interior.

Se calcula que la los materiales radiactivos expulsados fueron 500 veces mayor que lo liberado con la bomba de Hiroshima. El accidente causó la muerte directa de 31 personas y forzó al gobierno de la Unión Soviética a la evacuación de 116 mil personas, además de provocar una alarma internacional al detectarse radiactividad en al menos 13 países de Europa central y oriental.

Uno de los mayores conflictos fue que después de que el reactor reventó, un incendio se desató en las instalaciones que duró 10 días, lo que hizo que se diseminara una gran cantidad de material radiactivo en la zonas cercanas, Ucrania, Bielorrusia y Rusia sobre todo.

Tras el accidente, se inició un proceso masivo de descontaminación y mitigación de los daños, pero ya era muy tarde.

La explosión provocó la mayor catástrofe en la historia, además de las 31 personas muertas, la radiación causada nunca ha cesado sus efectos en la población y la naturaleza; se prevé que la mayoría de las muertes prematuras causadas en Chernóbil fueron resultado de cáncer o enfermedades causadas por la radiación aun varias décadas después del evento.

Actualmente donde está la planta no hay residentes, a los trabajadores se les permite vivir en la ciudad, a uno 15 kilómetros, pero sólo por unas semanas. La zona es llamada de exclusión y está prohibido recoger cualquier clase de material que esté ahí.

Hoy, a 31 años del accidente se está planeando incrustar una especie de sarcófago de concreto y acero que deberá remplazar al que se colocó sobre el reactor cuatro para mitigar la salida de gases.

Estas son algunas imágenes de cómo luce Chernóbil actualmente, fotografías que fueron tomadas por el artista Jerzy Wierzbicki.

Con información de BBC y Clarín 

Tienes que ver esto