Top 10

 

Luis Miguel y Luisito Rey, la relación tóxica entre padre e hijo

Luis Rey era abusivo y ambicioso, quería controlar todo en la vida de “el Sol”… No eran padre e hijo, sino “jefe y empleado”
Maricela Flores | 30 de Abril de 2018 | 04:00
Luis Miguel, Luisito Rey, relación tóxica, padre e hijo, jefe y empleado, ambicioso, carrera musical, cantante, mánager,
Foto: Archivo El Universal

Tras ver el segundo episodio de Luis Miguel La Serie no podemos pasar por alto que la relación del cantante con su padre, Luisito Rey, era bastante extraña. Llena de intrigas y manipulación.

Aunque sabemos que “El Sol” siempre ha sido muy hermético en los asuntos de su vida privada, hay capítulo que esperamos que sean abordados de una manera más profunda en la serie de Netflix, como la desaparición de su madre, Marcela Basteri, y sí, la complicada relación con su papá.

Luis Miguel. (Foto: Archivo El Universal)

Luis Gallego García (nombre real de Luis Rey), nació en una familia de cantantes de flamenco, pero jamás pudo ser profeta en su tierra española. A finales de los 60 se casó con Marcela Basteri, una italiana que se había dedicado al modelaje, y con quien tuvo a sus hijos: Luis Miguel y Alejandro.

Sin embargo, su situación era complicada, pues la carrera de Luis Rey no despuntaba, por lo que tuvieron que migrar a Latinoamérica, en donde gozó de un poco de fama en la década de los 70, indica El País.

Pero como ya pudimos ver en la serie biográfica de Luis Miguel, su padre, interpretado por el español Óscar Jaenada, era violento, abusivo y sumamente ambicioso. Su único interés era lucrar con el talento de su hijo, sin importar el daño que pudiera provocar.

Si lo vemos detenidamente, Luisito Rey comenzó a ganar cierta fama hasta que decidió incluir a su hijo en los shows. Luis Miguel derrochaba talento, carisma y dominaba el escenario, así que no dudó en comenzar a explotarlo.

Su relación no era la de un padre y un hijo, mejor dicho era la de un jefe y su empleado. Durante años, como su mánager, Luisito fue quien decidió el rumbo que tendría la carrera de su propio hijo.

Era tal la obsesión por tener a su hijo dando decenas de conciertos y entrevistas, que a los 14 años de edad le daba cocaína “para estimularlo” y que pudiera soportar la fama y la carga de trabajo, así lo reveló Sergio Riesenberg, director del Festival de la Canción de Viña del Mar, según cita El Universal.

Riesenberg aseguró que Luis Rey no le pegaba a “El Sol”, pero “¡vaya que le gritaba!” Indicó que la vida del cantante era la de un niño que viajaba por todo el mundo pero que no conocía nada más que las habitaciones de hotel, el interior de los aviones en que viajaba y las prostitutas que le llevaban para entretenerlo.

De hecho, su padre fue una de las principales razones por las que “Luis Mi rompió su noviazgo con Mariana Yazbek, pues quería controlar ¡todo!. Cuando vio a su hijo entusiasmado con la fotógrafa, seis años mayor que él, comenzaron las intrigas, incluso le dijo a “El Sol” que la joven lo engañaba con un antiguo novio, el cual ahora es mundialmente famoso: Alejandro González Iñárritu.

De acuerdo con El Universal, cuando Luis Miguel cumplió 19 años, la relación ya estaba tan desgastada que despidió a su papá y contrató una agencia para que llevara su carrera. La relación se enfrió a tal grado de que perdieron contacto hasta la muerte de Luis Rey, que contrajo una neumonía fulminante a los 47 años de edad; aunque algunos medios manejaban la versión de que su fallecimiento se debía al deterioro que le causó la adicción a las drogas y el alcohol.

Al parecer, los problemas entre ellos nunca se solucionaron, pues Luis Miguel no estuvo con su padre cuando éste murió en Barcelona, en 1992.

Luis Miguel y Luis Rey, en el programa "Siempre en Domingo" con Raúl Velasco. (Foto: Archivo El Universal)

Tal vez te interese: Luis Miguel: 10 mujeres que han amado al “Sol”

LO MEJOR DE DIEZ.mx

 

Tienes que ver esto