Top 10

 

"¿Dónde jugarán las niñas?" La primera bomba de Molotov que estalló

Durante las protestas pacíficas por el gasolinazo se sigue tocando Gimme the Power, como en las aras de la salida del PRI del gobierno
Estephanie Gutiérrez | 11 de Enero de 2017 | 04:00

Era 1996 y el mundo, México, eran un lugar diferente, las ideologías, corrientes políticas, de esta nación estaba viviendo una crisis, algo muy similar a lo que está sucediendo hoy, pero la música que se escuchaba era diferente, Maná, Yuri, Emmanuel y Mijares sonaban en la radio y eran las estrellas consentidas del canal 2 de Televisa, pero nadie estaba hablando de revolución, nadie estaba retando al gobierno con groserías, hasta que llegaron estos chicos.

Hoy parece normal escuchar canciones en las que se critica a los gobernantes, ya sea de manera independiente o con disqueras grandes, oír “puto” o una insinuación a una chica ya es cosa común, digamos en el reggaeton, pero hace 20 años, meterse con el PRI, con el presidente y con la sagrada familia era un terror, fue entonces cuando un grupo de jóvenes le mentaban la madre al gobierno e incitaban a la rebeldía tomaron los micrófonos para grabar el álbum ¿Dónde jugarán las niñas?

La producción estuvo a cargo de Gustavo Santaolalla y Anibal Kerpel, fue publicado por Universal Music y obtuvo una nominación a los Grammy Latino como Mejor Álbum de Rock Alternativo.

Para ese entonces, Molotov ya era una banda muy conocida en los bares de la Ciudad de México, pero fue hasta un concierto de Illya Kuryaki and the Valderramas que Universal los fichó y lanzaron el álbum. Hasta ese momento todo parecía ir bien, pero la polémica por las letras y, sobre todo, la imagen de portada del disco, que tenía a una chica con uniforme escolar y las pantaletas en las rodillas, se convirtieron en un problema, ya que muchos establecimiento se negaban a venderlo.

Ese fue el primer guiño de que Molotov no era una banda como cualquiera, pues los integrantes salieron a vender el disco a las calles, ante las ventas no había posibilidad de negarse a las ventas.

“Micky” HuidobroIsmael “Tito” FuentesRandy “El Gringo Loco” Ebright y Paco Ayala estaban en la punta de la cima, su álbum era considerado el mejor del año, su música estaba al nivel de Beastie Boys y Red Hot Chili Peppers.

La sátira política y la crítica social los han hecho portavoces del sentir de los jóvenes, un escaparate, una alternativa. Hasta hoy, canciones como Puto, Gimme the Power, Voto Latino, Cerdo, siguen utilizándose en protestas, como contra el gasolinazo de este enero, demostrando que la banda está más viva que nunca.

Apenas el año pasado, Molotov celebró sus primeros 20 años sobre los escenarios con un concierto en el Palacio de los Deportes y aunque la alineación ya no tiene a Jay de la Cueva ni a Iván Moreno, que abandonaron antes de la publicación del primer CD, Randy y Paco se hicieron de sus propias fans.

¿Dónde jugarán las niñas? Era un éxito y todos lo sabían, fue considerado uno de los mejores de a década y tuvo buenas críticas del Chicago Tribune y The New York Times, la banda se presentó en España, Chile, Estados Unidos y Argentina, y abrieron la puerta para la segunda producción Molomix y Apocalypshit.

Con sus 21 años de carrera y su último disco Agua Maldita, Molotov sigue siendo una de las bandas más importantes de la producción del rock nacional, muestra de vanguardia y rebeldía, cuya protesta social aun se canta en las puertas del 2017.

Este 11 de enero es el cumpleaños número 42 de Miguel Ángel Huidobro Preciado, Micky para la banda, uno de los integrantes originales de Molotov y así lo celebramos.

Con información de La Izquierda Diario y Gatopardo

LO MEJOR DE DIEZ.mx

 

Tienes que ver esto