Cultura digital

10 razones por las que NO debes confiar en Mark Zuckerberg

Si pensaste que ya habías vencido al sistema cuando borraste tu “Face”, te vas a decepcionar mucho
Carolina Mejia | 14 de Mayo de 2018 | 05:00
Mark Zuckerberg, facebook, datos, redes sociales, filtraciones, datos filtrados, espionaje
Foto: AP

A los 12 años ya había creado su primer programa de mensajería y codificaba nuevos videojuegos para sus amigos. En la universidad, ya le habían ofrecido trabajo AOL y Microsoft, pero los rechazó. Actualmente Mark Zuckerberg no sólo dirige la red social más grande del mundo, sino que además tiene un patrimonio valuado en 66 mil millones de dólares.

Pero no todo es color de rosas para este joven genio, considerado una de las mentes más brillantes de su generación. A inicios de 2018 explotó un escándalo de filtración de datos en el centro de Facebook, lo cuál puso en la mira a su director general, quien tuvo que comparecer ante el Congreso de Estados Unidos.

La controversia llevó a más de uno a borrar su cuenta en Facebook, pero también nos hizo preguntarnos a quién le estábamos confiando la seguridad de nuestros datos personales. Seguro tienes curiosidad por conocer más a Mark Zuckerberg, quien cumplió 34 años este 14 de mayo.

Bueno, en De10.mx tenemos una mala noticia: Mark Zuckerberg no es de fiar y estas 10 situaciones lo confirman.

1. Te rastrea aunque no tengas Facebook

Si pensaste que ya habías vencido al sistema cuando borraste tu “Face”, te vas a decepcionar mucho cuando sepas que Mark no te ha dejado en paz. Durante su audiencia en el Congreso, Zuckerberg reveló que la red social recopila datos de las personas que no tienen un perfil en ella “por motivos de seguridad”.

via GIPHY

2. Si sí tienes un perfil, seguro dejó que robaran tus datos

A ver, este es un proceso complejo y Mark no tuvo “directamente” la culpa. Todo empezó en 2014 cuando la infame firma Cambridge Analytica, especialista en recopilar datos para fines de marketing político y publicitario, contrató al investigador Aleksand Kogan para recopilar datos de los usuarios de Facebook basados en las cosas a las que les daban “like”. Kogan creó una app que hacia encuestas aparentemente inofensivas (¿Cómo te verías si fueras una quesadilla? Y cosas de este estilo). 

El problema es que al contestar esta encuesta los usuarios le daban permiso a Kogan de recopilar otros datos de su perfil. Lo peor de todo era que además robaba datos de los amigos de estos usuarios, así que  el efecto creció hasta obtener la información de 87 millones de usuarios.

via GIPHY

3. Creó un sitio superficial dedicado a comparar la apariencia de la gente

Como cualquier chico despechado, Mark se encontraba lamentándose sobre su vida una noche de 2003, justo después de que una chica lo bateó. Pero a diferencia de otros chicos de su edad, Zuckerberg ya era un genio de la programación y le bastaron unos minutos para crear Face Mash, un sitio con perfiles hackeados de la Universidad de Harvard en donde los estudiantes podían calificar a sus compañeros de clase con base en su apariencia física, comparándolos con animales de granja.

Este sitio fue clausurado por la Harvard al poco tiempo de su creación, pero sentó las bases para la idea de Facebook.

via GIPHY

4. Tal vez se robó la idea de Facebook y luego mintió al respecto

Si no viste la película The Social Network (Red social) entonces no tienes ni idea de qué Mark fue acusado por varios de sus compañeros de haber robado el concepto para crear Facebook. En 2003, los estudiantes de Harvard Tyler y Cameron Winklevoss (quienes son gemelos idénticos) junto a Divya Narendra trabajaban en un proyecto llamado Harvard Connection con la meta de ayudar a los universitarios a relacionarse.

Crear una red social no es tarea sencilla así que los gemelos decidieron contratar a Mark para que los ayudara con la programación del sitio. Zuckerberg aceptó inicialmente, pero después les dio largas a sus jefes. En secreto, comenzó a trabajar en su nueva y mejorada versión de esta plataforma y en febrero del año siguiente, lanzó al mercado Facebook, dejando a sus ex empleadores fuera de la competencia.

via GIPHY

5. Le pidió a alguien ayuda para crear Facebook y luego no le dio trabajo en la compañía

Al parecer todos en Harvard estaban ocupados creando redes sociales (¿a qué hora estudiaban?) porque también en 2003, otro estudiante de nombre Aaron Greenspan lanzó un portal social para los universitarios. El esfuerzo fue un fracaso porque lo acusaron de invasión de privacidad y Harvard lo obligó a reelanzar el sitio con mejoras de seguridad y una sección llamada The Facebook.

Cuando escuchó sobre el fracaso de Face Mash, Aaron se reunió con Mark para invitarlo a unirse a su equipo pero Zuckerberg le dio largas. Después, cuando comenzó a trabajar en secreto para crear Facebook, Mark le pidió ayuda a Aaron para evitar tener problemas con las normativas de privacidad de la universidad. Zuckerberg incluso invitó a Greenspan a sumarse a Facebook, pero éste declinó.

En diciembre de 2004, cuando Facebook ya era un éxito, Aaron reconoció que su propio sitio estaba en crisis e intentó que Mark le diera empleo en su nueva compañía. Mark, sin pelos en la lengua y tras meses de usar a Aaron como asesor, le dijo que buscaban a alguien con más experiencia. ¡Auch!

via GIPHY

6. Utilizó Facebook para hackear a dos periodistas

De nuevo en sus años universitarios, Mark logró usar Facebook para sus propositos personales. Luego de que supuestamente les robó la idea de Facebook, los gemelos Winklevoss enviaron un correo al periodico de Harvard, The Crimson, para denunciar la situación. Los reporteros de este medio contactaron a Mark y le pidieron su versión, la cual los convenció de no publicar las acusaciones en su contra. Pero un día depués los gemelos mandaron una nueva denuncia (resultó ser falsa), así que el periódico publicó una nota general sobre el pleito entre Facebook y Harvard Connection.

Hasta ahí todo bien, pero al parecer la historia no le cayó nada bien a Mark, quien se metió a Facebook e identificó los perfiles de tres miembros de The Crimson. Luego investigó las contraseñas equivocadas que habían ingresado por accidente al ingresar a la red social y las probó para meterse en sus correos. Logró entrar a dos cuentas, de acuerdo con Business Insider.

via GIPHY

7. También hackeó a su competencia

Ya en el verano de 2004, Mark había dejado muy atrás a su competencia, pero estaba obsesionado con la red rival de Harvard Connection (rebautizada Conect U). Una investigación afirma que Mark hackeo el perfil de Cameron Winklevoss para burlarse de él, puso varias cuentas en modo “invisible” para que los usuarios no se pudieran encontrar los unos a los otros y desactivó manualmente a 20 usuarios al azar. Todo esto lo negó Facebook años después. 

via GIPHY

8. Miente sobre su estatura

Ok, de todas las acusaciones en su contra, esta es la menos grave. Zuckerberg, quien mide 1.73 metros, ha sido señalado por tomarse fotos en ángulos que favorecen su estatura. Además, durante su audiencia en el Senado de Estados Unidos, algunos reporteros lo cacharon con un cojín debajo de su asiento para compensar su estatura. Facebook dijo que esto era simplemente una práctica de rutina en el Congreso pero Mark nos ha mentido tanto que ya no sabemos qué creer.

via GIPHY

9. Borra los comentarios negativos de su Facebook

Zuckerberg ha prometido mejorar las políticas de Facebook sobre el bullying pero es muy sencillo decir esto cuando tienes a una docena de empleados cuyo único trabajo es borrar los comentarios negativos que la gente pone en tu cuenta. De acuerdo con algunos medios, Mark ni siquiera maneja su página personal y tiene a su cargo a un equipo experto en sacarle fotos “así como que no se da cuenta”. Entre estos expertos estaría Charles Ommanney, un fotógrafo que antes de tener este puesto cubrió la guerra en Siria para The Washington post. Un poco exagerado, ¿no crees, Mark?

via GIPHY

10. Tapa su cámara y micrófono

¡¿Qué nos escondes Mark?! El 22 de junio de 2016 todo era paz y amor mientras Instagram celebraba haber llegado a los 500 millones de usuarios mensuales. Entonces Zuckerberg subió un post de felicitación por este logro y sin saberlo, desató una ola de paranoia. Algunos observadores perspicaces se dieron cuenta de que el director general de Facebook tenía cinta adhesiva sobre la cámara y micrófono de su computadora, como medida de seguridad en caso de ser hackeado. Y nos hizo a todos preguntarnos, si  Mark Zuckerberg no está a salvo de ser hackeado ¿hay alguien que lo esté?

via GIPHY

Con información adicional de Rolling Stone

 

Tienes que ver esto