Cultura digital

 

En Corea del Sur contratan “gorrones” para llenar bodas y funerales

Los invitados falsos llegan a ganar 400 pesos por evento, ¿quién dice yo?
Julieta Ruiz | 22 de Enero de 2016 | 07:45

Mientras en México, los anfitriones tienen que recortar la larga lista de invitados a su boda, en otros lugares del mundo, y por increíble que parezca, pagan a personas desconocidas por asistir a sus eventos.

El servicio existe desde finales de los años 90 y, además de “amigos”, también ofrece otros grupos de apoyo como “familiares” o “colegas de trabajo”. La explicación más razonable a este sorprendente afán de aumentar el número de invitados se encuentra en el carácter hipercompetitivo de la sociedad surcoreana, así lo menciona el portal S Moda. Daniel Tudor explica en su libro Korea: The Impossible Country ese sentimiento de los ciudadanos que no sólo consiste en hacer bien las cosas sino en hacerlas mejor que los demás. De ahí la necesidad de aparentar una vida perfecta, incluida una boda de ensueño con el número de invitados correcto.

"Nosotros vamos a la boda en lugar de tu amigo… De repente puede haber un invitado que no pueda ir. O estás preocupado por la diferencia que hay entre la lista de invitados de tu pareja y la tuya. O hay muchos trabajadores temporales ahora y puede no gustarles que invites al jefe", afirmó Hiroshi Mizutani, director de Office Agents en Tokio, la cual, tiene alrededor de 100 compromisos al año y cuenta con mil sustitutos para diversas ocasiones, entre las que se encuentran también funerales, seminarios de aprendizaje, secretarias e incluso novios falsos para presentarlo a la familia, o para no pasar solo el Día del Amor.

Se estima que este servicio que está poco a poco cobrando fama en aquellos países, cuesta alrededor de 20.000 yenes, es decir unos 143 euros (2 mil 900 pesos mexicanos), por actor; además, si se le agregan 5.000 yenes, esa persona puede bailar o cantar; y si se pagan 10.000 más, el “falso amigo” da un discurso.

Kim Seyeon es una de estas actrices, y ha realizado muchos trabajos como invitada falsa. Cobra alrededor de 20 dólares por boda (375 pesos mexicanos) y está dentro de una agencia que se dedica a prestar este tipo de servicios por todo el país. Según declaró a NPR: “Estamos en temporada alta de bodas en el país, así que acudo a dos o tres bodas al día todos los fines de semana”. Con el paso de los años el uso de actores fue creciendo y hay veces que ni una parte de la pareja sabe que un porcentaje de los asistentes a su boda son amigos de fantasía.

Sí, a los que en México llamamos “gorrones” o “paleros”, en estos países asiáticos se están ganando la vida asistiendo a múltiples eventos, donde les pagan buen dinero por fingir.

Tienes que ver esto